Aceite esencial de Zanahoria

El aceite esencial de zanahoria se extrae de las semillas secas de la zanahoria silvestre (Daucus carota) y es muy cotizado por su propiedades embellecedoras de la piel y usos terapéuticos en pro de la salud.

La zanahoria es una legumbre famosa en todo el mundo, aunque es nativa de Europa y del sudoccidente asiático. La sub especie sativus es la zanahoria común cuya raíz, grande y jugosa, se puede comprar en cualquier sitio o supermercado pero su aceite esencial no es tan popular como la especie silvestre.

El consumo de las especies de zanahorias aumenta la producción de melanina, pigmento que da color a la piel y sirve de protección solar contra las nocivas radiaciones solares.

El aceite etéreo de zanahoria no posee la fama y publicidad de otros aceites esenciales pero es justo decir que es conocido por sus propiedades medicinales desde la antigüedad, tanto en la India como posteriormente en Grecia.

En este artículo se abarcará todo lo relativo al aceite esencial de zanahoria, incluyendo sus propiedades terapéuticas, beneficios medicinales, usos cosméticos y contraindicaciones para la salud.

¿Para qué sirve?

Desde la antigüedad ya se usaba en la medicina tradicional china para expulsar gusanos y como tratamiento contra la disentería. Actualmente el aceite esencial de zanahoria tiene gran utilidad en la cocina, en la perfumería, en aromaterapia y para tratamientos de la piel por su poder hidratante y bronceador.

Otras de las aplicaciones y usos del aceite esencial de zanahoria tienen que ver con sus beneficios regeneradores de órganos como el hígado, páncreas y los riñones.

Aceite esencial de zanahoria

El aceite esencial de zanahoria aporta beneficios a hígado y riñones.

Propiedades medicinales y beneficios del aceite de esencial de Zanahoria

Este aceite etéreo posee propiedades regenerativas, revitalizantes, estimulantes, antioxidantes, antiinflamatorias y antimicrobianas que ayudan a prevenir el envejecimiento.

Los beneficios más destacados del aceite esencial zanahoria son los siguientes:

  • En aromaterapia se usa para mejorar la salud integral cuerpo mente. Este aceite es un estimulante de las funciones cerebrales y del sistema nervioso, promoviendo estados de ánimo positivos y disminuyendo la fatiga, debilidad, estrés y la ansiedad.
  • Se considera que tiene capacidad de desintoxicar el hígado y los riñones, además de ser un estimulante del sistema digestivo.
  • El aceite de pepitas de zanahoria es hoy por hoy un producto esencial en la elaboración de productos para el cuidado de la piel, gracias a los beneficios que ofrece como protector solar e hidratador cutáneo.
  • Sus propiedades antibacterianas han demostrado capacidad para detener el crecimiento de cepas de bacterias estreptocócicas, estafilocócicas y de listeria, gracias al a-pineno cuyo poder bactericida no afecta las células de la dermis.
  • Se le atribuyen propiedades de antienvejecimiento. Es así como el aceite de semilla de zanahoria se ha usado contra el eccema, dermatitis, psoriasis, vitíligo, erupciones cutáneas y cicatrices.

Composición y modo de empleo

Los principales componentes químicos del aceite esencial de zanahoria que aparecen su ficha técnica son los siguientes:

  • Bisaboleno.
  • Daucol.
  • a-pineno.
  • Canfeno.
  • b-pineno.
  • Sabineno.
  • Mirceno.
  • y-terpineno.
  • Limoneno.
  • b-bisaboleno.
  • Acetato de geranilo.
  • Carotol.
  • Dauceno.

Como usarlo

El aceite esencial de zanahoria se usa diluido en un aceite portador como el de coco para utilizarlo por vía tópica. En aromaterapia se utilizan difusores para este fin. Se puede tomar por vía oral aunque es necesaria la supervisión médica.

  • En aromaterapia: añadir unas gotas del aceite a un paño e inhalar. Los vaporizadores comerciales también son útiles para ambientar cuartos con este aceite, el cual puede ligarse con otros aceites esenciales tales como aceite de geranio, pomelo, canela y cedro.
  • Para la piel: agregar 12 gotas de aceite esencial zanahoria en 30 c.c. de aceite portador o en su defecto usar mantequilla vegetal, lociones o cremas hidratantes.

Como medida de precaución nunca hay que usar este aceite etéreo muy cerca de los ojos, orejas, nariz o membranas mucosas, incluyendo genitales y zonas sensibles de la piel.

Contraindicaciones y efectos secundarios

Al aplicarse sobre la piel, siempre se debe diluir el aceite esencial de zanahoria en un aceite portador, preferiblemente prensado en frio, como el coco o almendras dulces.

Este aceite puede ser fotosensible, por lo que si se aplica sobre la piel en estado puro puede ocasionar sensación de ardor y enrojecimiento.

  • No se recomienda la exposición inmediata sol luego de su uso. Se debe limitar la expuesta al sol, además de usar un bloqueador solar.
  • Posee alérgenos. Las personas alérgicas al aceite de especias, artemisa, apio y abedul también pueden desarrollar alergia al aceite de zanahoria.
  • No usar si están medicando antihipertensivos o si se tiene planificada una cirugía en las próximas 2 semanas.
  • Nunca usar durante el embarazo (este aceite es abortivo) ni en niños lactantes.

Sus efectos secundarios incluyen:

  • Sus efectos diuréticos pueden ocasionar una bajada en la presión arterial.
  • Tomado internamente puede ocasionar convulsiones, diarrea, calambres abdominales, vómitos y nauseas.
  • Ingerido en altas dosis puede ocasionar graves problemas renales, por lo que el aceite puro de zanahoria no se debe ingerir.

¿Cómo hacer aceite esencial de zanahoria?

El aceite de semilla de zanahoria es producto de la destilación al vapor de las pepitas de esta legumbre.

A continuación se muestra un video donde se muestra cómo se extrae un aceite casero con zanahorias normales donde se usa la raíz y un aceite base: